Eres todo lo que anhelas

Muchas veces vivimos pensando que cuando consigamos “X” cosas vamos a ser felices, o que todo eso que no tenemos, será lo que en un futuro genere nuestra felicidad. Nuestra mente tiende a pensar que nos faltan cosas para poder conseguir esa felicidad plena de la que actualmente carecemos. Pero realmente no es así, las cosas materiales solo nos van a proporcionar una felicidad “provisional”, es decir, durante un periodo corto en el tiempo, pero a largo plazo volveremos a sentir un vacío, el cual intentaremos llenar con cosas externas y materiales.

Eres todo lo que anhelas

Ese vacío te está hablando, pero no lo estás escuchando. Te está diciendo que dejes de buscar fuera, que la felicidad no te la va a dar nada ni nadie.

Cuántas veces nos hemos hecho afirmaciones como:

  • Cuando cambie de trabajo seré feliz
  • Cuando tenga pareja seré feliz
  • Cuando tenga más dinero seré feliz
  • Cuando tenga un hijo seré feliz
  • Cuando me compre ….. seré feliz
  • Cuando tenga….. seré feliz

Conseguimos todo eso, y durante un periodo de tiempo podemos experimentar cierta felicidad, pero…¿y con el paso de los meses?

¿No te ha pasado que has cambiado de trabajo y sigues con la misma insatisfacción?

Como sucede con el resto de cosas, al final sentimos eso, insatisfacción en la vida o un vacío que en ocasiones nos genera tristeza.

Deja de buscar fuera, porque todo eso que buscas ya está en ti, en tu interior, en tu ser.

ERES TODO LO QUE ANHELAS. Si anhelas la felicidad es porque ya la conoces, ya la has experimentado plenamente, por eso la buscas, pero únicamente está en ti. Anhelas el amor, porque eres amor, y tienes que vivir desde ahí, no buscarlo, sino ser tu amor. Anhelas el tiempo porque no dejas de mirar el reloj, pero no te paras a disfrutarte y disfrutar verdaderamente.

Eso que sientas que anhelas apuntalo, porque todo eso ya lo eres y ya lo tienes, solo tienes que trabajarlo cada día, porque es lo único que no nos han enseñado. El conocerte y realizar esas anotaciones,  podrán dar respuesta a una de las preguntas más fundamentales del ser: ¿quién soy yo?

Haz una lista con todo eso que crees que necesitas y respóndete con sinceridad ¿realmente te aportarán felicidad, paz y armonía? La respuesta es NO si seguimos siendo los mismos, si seguimos manteniendo nuestro sistema de creencias, de miedos, de egos, si no nos dejamos ser nosotros plenamente y si no sabemos quién somos.

Durante mucho tiempo yo también viví pensando que necesitaba cosas, y no pocas precisamente, tenía una amplia lista, pero me descubrí, me trabajé durante mucho tiempo para darme cuenta que todo eso que necesitaba, era de lo que me tenía que llenar y dar yo primero. Que la felicidad no está fuera, sino que mana de lo más profundo de mí ser, que solo tienes que abrirte y dejar que todo fluya, que en nuestra mente solo pasa lo que nosotros queremos que pase realmente, y sucede lo mismo con nuestras “necesidades”.

Nos enseñan a necesitar cosas, a vivir desde el consumismo, a conseguir, a luchar, pero no a ver lo verdaderamente esencial en la vida, que no es otra cosa más que encontrarte a ti, y ese camino por recorrer es el regalo más bonito que te puedes hacer.

Todos tenemos un alma y es aquello que nuestro corazón anhela.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies